lunes, 5 de mayo de 2014

Opina D.W. Nichols


Editoriales, series canceladas y piratería

Escribo esto el 8 de abril, aunque no saldrá publicado en el blog de Yolanda hasta el mes de mayo porque no quiero que, si lo dejo para lo último, se me haya pasado el cabreo que tengo encima.

Soy fan acérrima de Gail Carriger y sus personajes, Alexia Tarabotti y lord Maccon. Sus andanzas en la serie “El protectorado de la sombrilla” me traen de cabeza y estoy deseando poder echarle mano al cuarto de la serie. Bueno, pues parece que esto sólo podrá ser solo si lo consigo en inglés.

Versátil dice que no va a publicarlas a no ser que suban las ventas de los tres que han publicado hasta ahora, porque ni siquiera han podido cubrir costes. Lo siento por la editorial, pero más lo siento por todas las personas que, como yo, nos quedamos con tres libros huérfanos en la estantería, y porque no podremos saber el final de una historia desternillante y emotiva a partes iguales.



                          

No es la primera vez que me quedo con la boca abierta por la incredulidad por algo así, me ha pasado tantas veces, el que una editorial deje a sus lectores a medias, que ya no sé por qué me extraño. Los lectores tendemos a olvidar que una editorial es una empresa, un negocio, y que tiene que ganar dinero para poder seguir invirtiendo, y si una serie no les es rentable, simplemente la abandonan. 

Desengañémonos, los lectores no les importamos más allá del negocio. Somos meros números metidos en una estadística, o en un archivo de excel. O es que no tienen bien planteada su estrategia editorial. No lo sé, confieso que no conozco nada de este mundo, ni costos, ni lo que tienen que invertir, ni nada de nada. Por regla general, cuando una empresa piensa lanzar un nuevo producto, primero hacen un estudio de mercado para saber si les resultará rentable o no. ¿No podrían hacer lo mismo las editoriales? Quizá digo una burrada, pero a mí no me lo parece.  Así, ellos se ahorrarían pérdidas, y nosotras, disgustos y rabietas. 
Aunque en el caso de la serie que nos ocupa, es el mismo que la del Vínculo del cuchillo, de Lois McMaster Bujold, cuyo primer libro fue publicado en una colección de fantasía, cuando en realidad es romántica... igual que El protectorado. ¿No será que se equivocaron las editoriales, y por eso no vendieron lo que esperaban?


Las editoriales echan la culpa de sus pérdidas a la piratería. Puede que sea así. O puede que no. Eso es algo que tampoco sé. Lo que sí sé, es que muchas de las series que han abandonado, he podido seguir leyéndolas gracias a los foros y grupos de traducción amateur que utilizan un tiempo que podrían dedicarlo a... no sé, ¿rizarse las pestañas? (ironía mode on), para traducir de forma altruista y desinteresada todos aquellos libros que no llegan hasta nuestras librerías. Son personas como tú y como yo, y no cobran un céntimo por hacerlo, y algunos de estos grupos hacen un trabajo que incluso llega a superar a los profesionales.

Así que quiero aprovechar el cabreo que tengo encima al enterarme que no habrá cuarto ni quinto libro de Alexia Tarabotti en castellano, para hacer dos cosas:

Primero: dar las gracias a todos estos grupos que trabajan para que todas podamos leer estos libros que nunca llegarán.

Dos: pedir a alguno de ellos que ¡por favor, por favor! se pongan manos a la obra y nos regalen los dos libros que faltan para terminar la pentalogía de “El protectorado de la sombrilla”. Y ya puestos, las del Vínculo del cuchillo. 

Si las editoriales no saben qué venden, nosotras sí sabemos qué queremos leer.


D.W.Nichols

11 comentarios:

  1. Entiendo lo que dices, da mucha rabia que te dejen a medias de una saga o serie (pasa mucho también en TV donde mandan las audiencias) pero las editoriales no dejan de ser un negocio lamentablemente.
    También opino como tú de las personas que dedican tiempo y esfuerzo a traducir obras que nunca llegarían a nuestras manos de otra forma y si las quieres leer tiene que ser a través de la fan-traducción. Gracias por dejarnos tu opinión ;)

    ResponderEliminar
  2. Yo entiendo las dos posturas, mal que me pese: como lectora/espectadora, odio terriblemente que me dejen a medias, pero puedo entender que las Editoriales no dejan de ser un negocio (de lo contrario, serían ONG's, jajaja ) y que si los números no salen, no lo van a publicar de forma altruista por las fans de una serie. Pero joroba.
    Siento que te hayan dejado (a tí y a tantas otras personas) en la estacada. Ojalá en un futuro puedas disfrutar del final.
    Besos !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también comprendo que es un negocio, y que no van a vender un producto que les deje pérdidas, pero para eso se inventaron los estudios de mercado y que prácticamente todas las empresas utilizan, como ya he dicho, antes de lanzar algo nuevo. Pero las editoriales españolas parece que se fían más de las ventas en otros países, sin caer en la cuenta que Spain is different... y que muchas cosas que han funcionado en Estados Unidos u otros países, aquí no lo han hecho. A estas alturas deberían conocer mejor el mercado con el que trabajan, y sobre todo, fijarse bien en qué colección colocan ciertos libros, y tener en cuenta el grado de esnobismo de los fans de ciertos géneros. Cuando salió publicado el primero (y único en España) del Vínculo del cuchillo, leí por ahí un montón de críticas negativas, basándose simplemente en que la autora le daba demasiada importancia a la historia de amor entre sus protagonistas, obviando todo lo demás, cuando es una historia de fantasía épica absolutamente maravillosa. Y el punto que remarcaban como el más negativo, era la escena de sexo. En consecuencia, no vendieron.
      ¡Besos!

      Eliminar
  3. Entiendo a las dos partes pero también estoy de acuerdo contigo en uqe sienta rematadamente mal que te dejen colgada a medias.
    ¿No seria posible acabar las series encargando los ejemplares previamente pagados por los seguidores de las mismas como hacéis l@s autor@s de auto-edición?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no lo sé, igual no les saldrían las cuentas, o igual perderían prestigio editorial al hacer algo así.

      Eliminar
  4. Lo que comentas es muy interesante. Últimamente da la sensación de que muchas editoriales van dando tumbos como patos mareados. El negocio editorial es, desde luego, un negocio en primera instancia pero se ha quedado obsoleto en muchos sentidos. Las editoriales que están aguantando el tirón son aquellas que a) saben darle al lector lo que está pidiendo y b) saben hacer que el lector AME novelas que quizá a priori no le interesarían a través de intensas campañas de acercamiento y publicidad. El gran problema de las editoriales hoy por hoy es que se han alejado demasiado del lector e incluso del escritor. No saben por dónde van los tiros. No saben cómo CLASIFICAR las propias obras que están editando. No saben, o no pueden, dedicar la atención necesaria a cada libro. Estoy segura de que "El protectorado..." no se habría cancelado si se hubiera ayudado a crecer y extenderse el amor por esos libros.

    A las obras creativas hay que tratarlas como seres vivos, no como productos. Porque están vivas: se contagian, crecen con el tiempo y muchas de ellas mejoran, sus frutos se recogen a medida que pasan los años. El día en que las editoriales olvidaron eso se convirtieron en Burguer Kings de historias, y eso es una pena para todos: Lectores, escritores y trabajadores de la cadena editorial que aman su trabajo.

    Espero que otros recojan el testigo y "El protectorado..." vuelva a publicarse.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy completamente de acuerdo contigo. Creo que cuanto más grande es una editorial, menos atención pone en lo que publica, y los libros se convierten en churros, y solo promocionan a bombo y platillo aquellos que saben que van a convertirse en best sellers porque ya vienen avalados desde otros países. El resto de novelas están ahí, como si de números de lotería se tratara, a ver si con alguna de ellas les toca el gordo sin ningún esfuerzo.

      Eliminar
  5. Les comento el caso de Colombia. En mi país los libros llegan (su mayoría) el doble de caros que en España, hay sagas que nunca llegan completas sino que traen los libros como al azar, llegan pocos libros, digo "pocos" comparandolo con los publicados en España.
    Es una situación triste y problematica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una situación a la que no hay derecho. Las editoriales deberían hacer una reflexión profunda y encarar el futuro buscando otras estrategias, porque si quisieran, podrían mejorar mucho sin perder beneficios y mimando al mismo tiempo a los lectores, ya que, al fin y al cabo, es gracias a nosotros que sobreviven.

      Eliminar
  6. Yo, por eso, he decidido no empezar ninguna serie de autoras extranjeras, me he quedado con tantas a medias que ya estoy hasta el moño. Las editoriales se lo pierden porque, al final lo que consiguen, es que no confiemos en ellas para comprarnos sus libros.

    ResponderEliminar
  7. Yo ya no confío en ninguna. Con esta serie me arriesgué, porque hacía tiempo que había tomado la misma decisión que tú, pero pensé que esta vez no me fallarían. Me equivoqué, mucho, y de ahí mi cabreo. Ahora sí que sí que no voy a comprar más de este tipo. Libros autoconclusivos, sí, pero de estos que te dejan con la historia al aire y un montón de frentes abiertos, pues no, nunca más hasta que estén publicados todos. Y viendo el percal, y teniendo en cuenta que ya somos muchos lectores los que seguimos esta estrategia, cada día serán menos las series que se publicarán.

    ResponderEliminar

Dejad vuestros comentarios siempre con respeto y educación, no todos podemos tener la misma opinión. Todo comentario que sea irrespetuoso o contenga Spam será eliminado. Gracias ;)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...